formacion-plan-cultura-de-la-inocuidad-Veraliment-Banner

Cómo enfocar la formación dentro de tu plan de Cultura de la Inocuidad

La formación es esencial en toda industria alimentaria y dentro de tu Plan de Cultura de Inocuidad. Si la Seguridad Alimentaria en tu empresa es esencial para garantizar esa adecuada elaboración de tus productos (evitando desgracias asociadas a intoxicaciones), la Cultura es un camino establecido para fortalecer esos valores.

La formación y sensibilización son claves en la creación e implementación de la Cultura de Inocuidad. Sin formación, los equipos no estarán completamente equipados para entender y administrar los riesgos. Es este artículo vamos a explorar aspectos ligados directamente con la formación dentro de la Cultura de tu empresa.

El valor de la formación en Cultura a todo nuestro equipo

Tras diseñar nuestro plan de Cultura de la Inocuidad, siguiendo algunos pasos que hablamos en artículos anteriores, llega el momento de pasar a la acción. Uno de los pilares de la Cultura es la formación, pero va más allá de reunir a parte de tu equipo en una charla para tachar de la lista una acción formativa que llevaba pendiente año y medio.

Con formación hablamos de formar en Cultura, sí. Pero también de transmitir la Cultura de la Inocuidad a través de otras acciones formativas. La formación, como pilar, es brindar capacidades a toda tu planta para que puedan desempeñar su trabajo con todas las herramientas y conocimientos necesarios.

Para lograr una cultura de inocuidad sólida, es necesario desarrollar un plan integral que incluya la formación y sensibilización del personal. Estas acciones formativas son la llave para elevar la conciencia y el compromiso de los equipos en materia de seguridad alimentaria.

Capacitar al personal gracias a la formación diferencial

La capacitación del personal es el primer paso para desarrollar una cultura de inocuidad en una empresa alimentaria. Es fundamental proporcionar a los empleados los conocimientos y habilidades necesarios para garantizar la seguridad de los alimentos. Esto incluye formación en buenas prácticas de higiene, manipulación de alimentos, control de plagas, manejo de residuos y otras áreas relevantes.

Lo importante en esta parte del diseño de tu plan es reconocer los puntos frágiles en tu planta que pueden reforzarse con formaciones específicas. Pueden ser habilidades técnicas o habilidades blandas. Puedes promover talleres prácticos o simulacros de riesgos específicos. Y que toda esta estrategia de formación que engloba la Cultura de Inocuidad quede recogida y evidenciada.

Campañas de concienciación en Cultura de la Inocuidad a todos los niveles de la empresa

La concienciación es otro aspecto clave para desarrollar una cultura de inocuidad en una empresa alimentaria. Es importante que todos los miembros de la organización, desde los directivos hasta los trabajadores de planta, comprendan la importancia de la inocuidad alimentaria y se comprometan a cumplir con los estándares establecidos.

Una forma efectiva de promover la concienciación es mediante la implementación de campañas de comunicación interna. Estas pueden incluir carteles informativos, reuniones periódicas de seguridad alimentaria, charlas y sesiones de capacitación, entre otros. Además, es beneficioso crear un ambiente de trabajo donde se fomente el intercambio de ideas y se anime a los empleados a participar activamente en el desarrollo de prácticas seguras.

Por ejemplo, una empresa de producción de alimentos puede organizar un concurso interno en el cual los empleados propongan ideas innovadoras para mejorar la seguridad alimentaria. Esto no solo fortalecerá la cultura de inocuidad, sino que también hará que los empleados se sientan valorados y comprometidos con la empresa.

Cultura también es promover una comunicación efectiva

La comunicación efectiva es esencial para el éxito de una cultura de inocuidad en una empresa alimentaria. Es importante establecer canales de comunicación claros y abiertos, para que la información fluya de manera efectiva en todos los niveles de la organización.

Tal vez creas que esto se escapa de la formación y sensibilización, que era el enfoque de este artículo. Ahí está el error, dado que los diferentes pilares están interconectados. ¿De qué serviría diseñar un profundo plan de formación si la comunicación de este plan es ineficaz? ¿Acabaríamos obteniendo un plan donde el personal no accede a formarse porque no tiene noticias de que existe la formación?

Esto, lo creas o no, te puede ocurrir a ti perfectamente. Que tus operarios demanden más formaciones porque no se ven capacitados y tú (desde ese departamento de Calidad o de RRHH) sientas que ofreces múltiples formaciones anuales que no se aprovechan. Tal vez estás ante alarmas de que falla parte de tu plan de Cultura.

La formación y sensibilización son vitales para implantar tu plan de Cultura de Inocuidad

La formación y sensibilización del personal son la base para desarrollar una cultura de inocuidad en una empresa alimentaria. La capacitación del personal, las campañas de concienciación y la comunicación efectiva son acciones clave que contribuyen a elevar la conciencia y el compromiso de los equipos en materia de seguridad alimentaria. Estas acciones no solo garantizan la calidad y seguridad de los alimentos, sino que también fortalecen la reputación y competitividad de la empresa en el mercado.

Para que todo tu plan gane fuerza y empaque, contar con una visión externa es otro pilar valioso a la hora de sumar recursos a tu Plan de Cultura de la Inocuidad. En Veraliment, ya trabajamos al Cultura con nuestros clientes a través de formaciones bonificables, seguimientos de objetivos y diseño de mejoras en Cultura. ¿Nos reunimos y te contamos cómo lo hacemos?

Scroll al inicio